Paisaje Protegido de la Costa Occidental de Asturias


Información básica

Nombre: Paisaje Protegido de la Costa Occidental de Asturias
Lugar: Costa Occidental de Asturias
Municipio: Valdés, Cudillero
Provincia: Asturias
Comunidad: Principado de Asturias
País: España

Tipo de lugar: Zona protegida. Paisaje Protegido

Situación


Coordenadas: 43.56485,-6.31325

Descripción

Paisaje Protegido de la Costa Occidental de Asturias
Paisaje Protegido de la Costa Occidental de Asturias

El Espacio Natural de la Costa Occidental es una estrecha franja costera de paisaje abierto al mar con grandes extensiones de prados y herbazales, que conserva sectores de costa poco accesibles y de gran valor. Cuenta además con acantilados, playas rocosas de enorme belleza y pueblos de arraigada cultura y tradiciones marítimas, donde la presencia del indiano ha dejado su huella. Este Paisaje Protegido se encuentra en una zona de rasas costeras fragmentadas por dos ríos, el Esva y el Esqueiro. Otros arroyos, como el Cabo, cortan la superficie en diversos puntos. Uno de los elementos dominantes del paisaje son los magníficos acantilados de este sector costero, bajo los cuales se encuentran ensenadas y playas de cantos como la Playa del Silencio o la Playa de La Concha de Artedo.

El Paisaje Protegido de la costa occidental constituye una estrecha franja de territorio, de unos 35 km de longitud y de 1 a 3 km de anchura, que abarca la práctica totalidad de las costas de Cudillero y Valdés. Su límite oriental se sitúa en el Monumento Natural de la Turbera de Las Dueñas, apenas unos kilómetros al oeste de la villa de Cudillero, extendiéndose hacia occidente hasta la Reserva Natural Parcial de Barayo, en el límite de los concejos de Valdés y Navia. Su límite meridional se ha situado en el trazado de la N-632 y el septentrional, hasta que sean establecidos los límites con precisión, incluirá una porción del territorio submareal.

El paisaje actual de la costa occidental aparece condicionado por dos variables principales: una gran rasa costera, seccionada sólo por los cauces fluviales principales, y una sucesión repetitiva de litologías silíceas, principalmente areniscas y cuarcitas.

Las rasas asturianas son amplias planicies que se inician en el veril de los acantilados y terminan por confundirse con las estribaciones montañosas más cercanas al mar. Se trata de plataformas arrasadas por el mar en los periodos de transgresión marina y posteriormente emergidas por la elevación del continente. Aparentemente la costa occidental se organiza en una única rasa de considerable altura sobre el nivel del mar, que sin embargo parece ser la conjunción de tres niveles diferentes de arrasamiento marino, apenas reconocibles en la actualidad.


Cabo Busto
Dicha rasa costera aparece ligeramente tendida hacia el oeste por el basculamiento de los bloques en esa dirección. Así, en el sector oriental los acantilados de Cabo Vidio se sitúan a una cota de 90 m sobre el nivel del mar, que se reduce a 80 m en Cabo Busto y poco más de 50 en las proximidades de Barayo. El amable paisaje de la rasa costera se interrumpe sólo en los valles fluviales que la seccionan. La emersión de las plataformas de abrasión que forman la rasa supuso el encajamiento de la red fluvial, forzando la erosión de valles profundos y de fuerte pendiente. Los más significativos son de oriente a occidente: el valle de El Esqueiro, que desemboca en la ensenada de la Playa de San Pedro de Bocamar, al este de Cabo Vidio; el de El Esva, que desemboca en la Playa de Cueva, al oeste de Cabo Busto; y el del Negro, que desemboca en la villa de Luarca. Otros arroyos de menor importancia cortan la plataforma de arrasamiento y, sin poder erosivo para encajarse suficientemente, forman valles colgados sobre los acantilados desaguando al mar a través de pequeñas cascadas.

Hacia el sur, el encuentro de la rasa con las estribaciones montañosas costeras se resuelve con una marcada ruptura de pendiente en lo que debieron ser los acantilados de la primitiva línea costera. Hacia el norte, la rasa se interrumpe bruscamente en el encuentro con el mar, formando acantilados verticales de entre 50 y 100 m de altura. La belleza y majestuosidad de las áreas acantiladas del litoral occidental han sido sin duda una de las causas principales para la propuesta de declaración como Paisaje Protegido.

En esa abrupta línea costera destacan por su entidad los importantes resaltes de Cabo Vidio, en el concejo de Cudillero, y Cabo Busto, en el concejo de Valdés, que constituyen los más destacados accidentes del litoral asturiano tras Cabo Peñas. En ambos casos se trata de la penetración en el mar de bandas de litología cuarcítica, muy resistentes a la erosión, que seccionan la rasa costera con orientación nordeste-suroeste. En contraposición a ellos se abren numerosas ensenadas de escasa entidad que acogen un sinfín de pequeñas playas de cantos y gravas, resultado del desmantelamiento de los acantilados por los embates del mar, los xogarrales.

La presencia de playas de cantos y gravas es una de las características diferenciales del litoral incluido en el Paisaje Protegido de la Costa Occidental frente al de la Costa Oriental, en el que predominan las playas arenosas. Los únicos arenales de importancia se desarrollan en el área occidental del Paisaje Protegido: las playas de Barayo y Otur, alimentadas por la carga sedimentaria que aporta el río Navia. Más al Este, la escasez de cauces fluviales importantes no propicia el desarrollo de playas arenosas, que no vuelven a ser significativas hasta el área oriental de la desembocadura del Nalón, alimentadas por éste. Las únicas playas de arena se desarrollan en el entorno inmediato de los cauces fluviales de mayor entidad: la Playa de Cueva, en la desembocadura del Río Esva, y la de la Playa de San Pedro de Bocamar en la del Esqueiro.

En la franja litoral descrita se sitúa como núcleo de población más relevante la villa marinera de Luarca, capital del concejo de Valdés. Otros núcleos de menor entidad y carácter rural son los de Cadavedo, Barcia y Otur, todos ellos en el concejo de Valdés. El resto de la población se reparte de forma desigual por la rasa costera, dando lugar a un caserío extraordinariamente diseminado en el que apenas llegan a reconocerse los límites físicos de las diferentes entidades de población. El turismo ha tenido hasta el momento un desarrollo mucho más limitado que el alcanzado en el litoral del Paisaje Protegido de la Costa Oriental, posiblemente debido a las deficientes comunicaciones del área hasta tiempos recientes. Sin embargo, la reciente mejora de las mismas hace previsible un incremento de la demanda que deberá ser adecuadamente regulado a través de la declaración legal del área como Paisaje Protegido.


Geología


Río Esva
La rasa costera occidental, desde el punto de vista geológico, se encuadra en la Zona Asturoccidental-Leonesa. Los materiales que se encuentran en esta zona son, en su mayor parte, Paleozoicos y, desde el punto de vista litológico, se pueden adscribir a dos tipos principales de rocas: cuarcitas y pizarras. La superficie principal de la rasas se sitúa casi a 100 m sobre el nivel del mar; sobre ella se encuentran diferentes tipos de depósitos cuaternarios. Estas planicies, denominadas rasas, tienen su origen en la abrasión del mar, perteneciente por tanto a antiguas plataformas continentales internas, que han sufrido elevaciones en los últimos millones de años.

Posteriormente a estas elevaciones y pasar esas superficies de abrasión a estar en superficie y constituir rasas, se instala sobre ella una red fluvial. Así dos ríos fragmentan estas rasas en sus límites occidental y oriental: El Esva, que desemboca en la ensenada de Cueva, por el oeste, y el Sequeiro, que va a dar a la ensenada de San Pedro, por el este. Otros arroyos de menor importancia cortan la plataforma de arrasamiento en algunos puntos. Entre ellos el más destacable es el río Cabo.

Uno de los elementos dominantes del paisaje son los magníficos acantilados de este sector costero. Bajo ellos, en muchas ensenadas, se localizan playas de cantos o xogarrales entre los que cabe destacar los de la Playa del Silencio. La arena se deposita en las zonas con aportes fluviales, como en la Playa de Cueva y en la Playa de San Pedro de Bocamar.

Concha de Artedo. Lugar de Interés Geológico

Código: AL040
Interés principal: Geomorfológico.
Interés secundario: Estratigráfico. Paleontológico.
Unidad geológica: Estructuras y formaciones del Orógeno Varisco en el Macizo Ibérico.

Rasa de Cabo Busto. Lugar de Interés Geológico

Código: AL035
Interés principal: Geomorfológico.
Interés secundario: Estratigráfico. Tectónico.
Unidad geológica: Depósitos y formas de modelado costeros y litorales.

Flora


Nardo maritimo
La cubierta vegetal del área incluida en el Paisaje Protegido de la Costa Occidental aparece condicionada por la monotonía de sustratos geológicos que define el paisaje. La mayor parte del territorio de la rasa costera debió estar ocupada por frondosas carbayedas oligótrofas: bosques de carbayo (Quercus robur) y abedul (Betula celtiberica), rotas sólo por la presencia de bosques de ribera en el entorno de arroyos y cauces fluviales.

El intenso uso agrario del territorio, que da soporte a una de las ganaderías más ricas y modernas de la región, ha propiciado la sustitución de los bosques naturales por cultivos forrajeros en la mayor parte de la rasa. Los cañones de los cauces fluviales aparecen ocupados en cambio por plantaciones forestales de eucalipto y pino. La presencia de ésta última especie es también frecuente en el borde costero de la rasa, donde forma cortinas cortavientos que mejoran la productividad de los cultivos situados al interior. En la línea de costa destacan por su interés las comunidades de vegetación de acantilados, que adquieren especial desarrollo en los cantiles de Cabo Busto y Cabo Vidio. Ésta última es una de las localidades de la región en que mejor se conservan las comunidades vegetales características de los acantilados.

Las áreas estuarinas son prácticamente inexistentes y sólo puede hablarse de la presencia de autenticas marismas en el pequeño estuario del Esva, al lado de la playa de Cueva, que también dispone de un pequeño sistema dunar. A pesar del escaso desarrollo de ambos tipos de ambientes, el conjunto del estuario del Esva y la Playa de Cueva constituyen por su belleza e interés geomorfológico uno de los elementos ambientales más valiosos del área. Otros arenales de cierta importancia aparecen en las Playa de Otur (Valdés) y en la Playa de San Pedro de Bocamar (Cudillero). Ambas presentan sistemas dunares de pequeña extensión, con cierto desarrollo de las cinturas de duna embrionaria y blanca, conservándose en la segunda algunas poblaciones de nardo marítimo (Pancratium maritimum), especie catalogada como de interés especial.

Además, es destacable la Turbera de Las Dueñas, considerada como la más extensa y representativa de su tipo en Asturias y declarada monumento natural.

Listado de flora del lugar

Aquí podrás consultar 26 especies de plantas y hongos que aparecen georreferenciadas en asturnatura.com en 5 km alrededor de este lugar.

Aquilegia vulgaris subsp. vulgaris (Magnoliophyta)
Betula pubescens (Magnoliophyta)
Campylopus atrovirens (Bryophyta)
Diplophyllum albicans (Marchantiophyta)
Dryopteris dilatata (Pteridophyta)
Dryopteris guanchica (Pteridophyta)
Fissidens cristatus (Bryophyta)
Grimmia hartmanii (Bryophyta)
Hymenophyllum tunbrigense (Pteridophyta)
Isothecium myosuroides (Bryophyta)
Jungermannia gracillima (Marchantiophyta)
Lobelia urens (Magnoliophyta)
Lotus corniculatus (Magnoliophyta)
Marsupella emarginata (Marchantiophyta)
Mnium hornum (Bryophyta)
Osmunda regalis (Pteridophyta)
Plagiochila exigua (Marchantiophyta)
Plagiothecium undulatum (Bryophyta)
Platyhypnidium riparioides subsp. cylindricum (Bryophyta)
Racomitrium aciculare (Bryophyta)
Racomitrium aquaticum (Bryophyta)
Rhytidiadelphus loreus (Bryophyta)
Ruscus aculeatus (Magnoliophyta)
Scapania curta (Marchantiophyta)
Setaria helvola (Magnoliophyta)
Stegnogramma pozoi (Pteridophyta)

Fauna


Rascón europeo
La fauna existente en el Paisaje Protegido de la Costa Occidental está influida por el notable grado de humanización y la pérdida de hábitats potenciales. Por ello, los grandes mamíferos forestales carecen de presencia significativa en el área, siendo las aves el grupo de vertebrados de mayor interés. En general, la ornitofauna que utiliza el área continental es la común a la mayor parte de las campiñas asturianas. Las aves acuáticas migratorias no disponen de estuarios adecuados para el refugio, por lo que la presencia de anátidas y limícolas es muy ocasional en la mayor parte del litoral.

Las áreas de mayor interés son sin duda, al este del Cabo Vidio, las ensenadas de San Pedro de Bocamar y la Playa de La Concha de Artedo, en cuya aliseda pantanosa es frecuente la cría de aves acuáticas de vocación más bien dulceacuícola como el rascón europeo (Rallus aquaticus) o la gallineta (Gallinula chloropus). También es frecuente la presencia en invernada de ánade azulón (Anas platyrhynchos), garza real (Ardea cinerea) o cerceta común (Anas crecca). En cuanto a las aves marinas, es de gran interés la nidificación de cormorán moñudo (Phalacrocorax aristotelis), especie catalogada como de interés especial de la que podrían criar en el litoral asturiano unas doscientas parejas, la mayor parte en los acantilados del Paisaje Protegido de la Costa Occidental. Las áreas en que se concentra la cría son los cantiles de Cabo Vidio y La Caladoria, en Cudillero, y El Castellón, en Valdés. En los cantiles e islotes cercanos a Cabo Vidio es también abundante la nidificación de gaviota patiamarilla (Larus michahellis).

El Cabo Vidio destaca además por ser uno de los puntos más adecuados para la observación de aves marinas como alcatraces, pardelas, charranes o págalos que durante el otoño migran en grandes bandos siguiendo rutas cercanas a la costa de oriente a occidente.

Se puede señalar la presencia del salmón (Salmo salar) en el río Esva, que se encuentra en el límite occidental de la zona, y la entrada más ocasional en los ríos Negro y Esqueiro.

Entre los invertebrados destaca la presencia de la babosa moteada (Geomalacus maculosus) y del caracol de Quimper (Elona quimperiana), además de la madreperla de río (Margaritifera margaritifera), que se puede encontrar en los ríos Esva y Esqueiro. La pequeña libélula (Coenagrion mercuriale) se encuentra repartida por pequeños arroyos y charcas.

Listado de fauna del lugar

Aquí podrás consultar 1 especies de animales que aparecen georreferenciadas en asturnatura.com en 5 km alrededor de este lugar.


Fuente y bibliografía:
Dirección General de Recursos Naturales de la Consejería de Agroganadería y Recursos Autóctonos del Principado de Asturias
Geología: IGME
 

Vídeos de Paisaje Protegido de la Costa Occidental de Asturias





Fotografías de Paisaje Protegido de la Costa Occidental de Asturias

Playa del Silencio

Playa del Silencio

Playa del Silencio

Playa del Silencio

Playa del Silencio

Playa del Silencio

Cabo Busto

Cabo Busto

Cabo Busto

Cabo Busto

Cabo Busto

Cabo Busto

Río Esva

Río Esva

Lugares de interés en las cercanías

Si desea visitar otros lugares cercanos aquí tiene una lista con hasta 10 lugares que se encuentran en un radio de 5 kilómetros.

Monasterio de Santa María de LapedoEl 4 de octubre de 1032 Bermudo III permutó esta propiedad con los Condes Pelayo Froilaz e Idontio Ordoniz, por otra de éstos que estaba en Galicia y con esas tierras dotaron un monasterio. La dotación del cenobio de Lapedo aumentaría con la especial protección dispensada a éste por Alfonso VII, que lo puso bajo su protección acrecentando aún más s...

Monumento
 
Llamera de Cangas del NarceaLlamera o L.lamera es un lugar de la parroquia de Cibea, en el concejo de Cangas del Narcea. Abundan en Llamera los ejemplos de arquitectura tradicional, como varias casonas, y hay una capilla dedicada a San Roque, con imágenes medievales. Se llega por una carretera que parte de Cibea, en la CN-4. ...

Población
 
Playa aislada con forma de concha separada de la playa contigua, La Cazonera, por unos islotes. No dispone de equipamientos....

Playa
 
VigoVigo es un pueblo del concejo de Navia, situado a unos 40 m de altitud. Conserva aún unos pocos ejemplos de arquitectura tradicional, pero destaca por encontrarse en sus inmediaciones la Reserva Natural Parcial de Barayo....

Población
 
AdralésAldea y parroquia del concejo de Cangas del Narcea. Está situada a media ladera en el valle del Narcea, en las cercanías de la capital del concejo, y se llega por Quedan en el lugar algunas buenas muestras de arquitectura tradicional, como dos molinos, una fuente y varias paneras. En tiempos hubo iglesia, y hay capilla dedicada a San Pedro. En sus ...

Población
 
Braña de ReconcuBraña cercana a Aguino, Somiedo. Se llega por un muy bonito camino empedrado, que se coge al final del pueblo, y que cuenta con un gracioso puentín de piedra. En el lugar llama la atención una gran cabaña, aunque si seguimos pegados al riachuelo, zona pintiparada para xanas y encantos, veremos otro fragmento muy hermoso de camín, y algunas cabaña m...

Conjunto etnográfico
 
Encajada entre acantilados cubiertos de prado, aparece esta pequeña y alargada playa que es muy poco frecuentada por el público.Forma parte del Paisaje Protegido de la Costa Occidental de Asturias....

Playa
 
SilviellaSilviella o Selviella es un pueblo del concejo de Belmonte de Miranda, a orillas del Pigüeña. Perteneciente a la parroquia de Leiguarda, fue capital de Miranda La Baja hasta 1843, cuando la capitalidad se traslada a Belmonte. Habitado desde época castreña, en el lugar conocido como La Corona existe un casto que posiblemente esté relacion...

Población
 
Playa contigua a la de La Atalaya de la que la separan unos islotes, compuesta por bolos y rocas y que no ofrece equipamiento alguno....

Playa
 
VillajaneVillajane es una aldea del concejo de Ibias, situada a 310 m de altitud, en las inmediaciones de la carretera AS-210. Conserva algunos ejemplos de arquitectura tradicional, entre los que destacan el palacio de la Peña, construido a mediados del siglo XIX en imitación de los pazos gallegos, y una ermita dedicada a Nuestra Señora de Pastur. ...

Población