Polinucleótidos. Ácidos nucleicos




Los nucleótidos pueden unirse en largas cadenas mediante el establecimiento de enlaces fosfodiester 5'-3'. Es decir, el fosfato de un nucleótido, unido al carbono 5' de la pentosa, se une también por un enlace éster al carbono 3' del nucleótido siguiente. De esta manera queda una cadena formada por una alternancia de pentosas y fosfatos, y lateralmente a dicha cadena quedan las bases nitrogenadas, unidas a las pentosas.


Si la pentosa de los nucleótidos es la ribosa, se constituyen los polirribonucleótidos, que dan lugar a los distintos tipos de ácido ribonucleico (ARN o RNA). Si la pentosa de los nucleótidos es la desoxirribosa, se constituyen los polidesoxirribonucleótidos, que dan lugar a los distintos tipos de ácido desoxirribonucleico (ADN o DNA).

Estructura química de un polinucleótido
Estructura química de un polinucleótido.


Además de diferir en el tipo de pentosa, el RNA y el DNA presentan otras diferencias químicas y estructurales que se resumen en la siguiente tabla:

DNA RNA
Pentosa Desoxirribosa Ribosa
Bases nitrogenadas No aparece el uracilo No aparece la timina
Longitud de la cadena Generalmente más largas Generalmente más cortas
Tipo de cadena Generalmente cadena doble con las bases nitrogenadas enfrentadas, la adenina frente a la timina y la citosina frente a la guanina Generalmente cadena sencilla, aunque puede sufrir plegamientos que hagan que en algún tramo se enfrenten las bases nitrogenadas; la adenina frente al uracilo y la citosina frente a la guanina
Localización en la célula En el núcleo celular. Es el componente principal de los cromosomas En el núcleo, disperso o context-center en nucleolos, y en el citoplasma, disperso en el citosol o context-center en los ribosomas
Estabilidad Más estable, debido al arrollamiento de la molécula formando la doble hélice Menos estable, pues sus moléculas no alcanzan grados de organización tan compactos como la doble hélice

Contenido relacionado


//jQuery v3.1.1 , Bootstrap v3.2.0 , cookie consent