El hábito de los minerales



El hábito de los minerales describe la apariencia de los cristales aislados, así como la forma en la que los cristales crecen juntos en los agregados. Es una propiedad muy importante para el reconocimiento de los minerales. El hábito se encuentra condicionado por factores externos al mineral, como por ejemplo, las condiciones ambientales que había mientras se formó. La estructura cristalina también influye sobre el hábito, aunque muchas veces el aspecto de un mineral puede despistar acerca de su estructura cristalina. Minerales con la misma estructura cristalina no tienen por qué presentar el mismo hábito, e incluso un mismo mineral puede aparecer bajo varias formas diferentes. Algunos hábitos de un mineral son específicos de una localidad.
Para describir el hábito se emplean varios términos.

Cuando aparecen cristales aislados y atendiendo a ellos el hábito puede ser:

Hábito acicular
Acicular
Cristales delgados como una aguja (estibina).
Hábito capilar
Capilar o filiforme
Cristales finos como un pelo (ludlockita).
Hábito hojoso
Hojoso
Cristales alargados, aplastados como hojas de un cuchillo (latiumita).

Cuando el mineral está formado por un grupo de cristales distintos se emplean términos como:

Hábito Dendrítico
Dendrítico
Cristales arborescentes en ramas divergentes y delgadas, parecido a las plantas (cobre).
Hábito reticulado
Reticulado
Cristales delgados agrupados en redes (cerusita).
Hábito radial
Radial
Grupos de cristales divergentes (brochantita).
Hábito hojoso
Drusa
Pequeña capa de cristales agrupados en una superficie (fluorita).
Si el mineral está formado por grupos radiales o paralelos de diferentes cristales, entonces el hábito puede ser:

Hábito Prismático
Prismático o columnar
Cristales a modo de columnas o prismas (grafito).
Hábito Hojoso
Hojoso
Cristales agregados a modo de hojas aplastadas (biotita).
Hábito Fibroso
Fibroso
Agregado fibroso delgado, radial o paralelo (tremolita).
Hábito Estrellado
Estrellado
Cristales radiales que forman agregados concéntricos a modo de estrellas (moscovita).
Hábito Globular
Globular
Agregados radiales que forman grupos esféricos o semiesféricos (fluorita).
Hábito Botroidal
Botroidal
Agrupamiento de formas globulares que similan racimos (goethita).
Hábito Reniforme
Reniforme
Cristales radiales que finalizan en masas redondas que parecen un riñón (hematites).
Hábito Mamilar
Mamilar
Masas redondas que parecen mamas, formadas por individuos radiales (malaquita).
Hábito Coloforma
Coloforma
Este término incluye las formas botroidales, reniformes y mamilares ya que puede resultar difícil distinguir entre ellos (hidrocincita).
Cuando un mineral está formado por escamas o laminillas, se emplean los siguientes términos:

Hábito Exfoliable
Exfoliable
Cuando un mineral se separa fácilmente en placas y hojas (clinocloro)
Hábito Micáceo
Micáceo
Parecido al exfoliable, pero el mineral puede desintegrarse en hojas pequeñísimas, como en el caso de la mica (moscovita).
Hábito Laminar
Laminar o tabular
cuando un mineral consta de individuos planos como placas superpuestos y adheridos unos a otros (vanadinita).
Hábito Plumoso
Plumoso
Formado por escamas finas con una estructura divergente (auricalcita)
Cuando un mineral está formado por granos grandes o pequeños se llama granular

Hábito Granular
Granular
Formado por granos (bornita)
Otros términos son:

Hábito Estalactítico
Estalactítico
En forma de conos o cilindros grandes (malaquita)
Hábito Concéntrico
Concéntrico
Una o más capas superpuestas alrededor de un centro común (malaquita).
Hábito Laminar
Pisolítico
Formado por masas redondas del más de 2-3 mm (calcedonia).
Hábito Oolítico
Oolítico
Agregado mineral formado por pequeñas esferass semejantes a las huevas del pescado, menodes de 2-3 mm (aragonito)
Hábito en bandas
En bandas
Cuando un mineral aparece en bandas estrechas de diferentes colores o texturas (ágata).
Hábito Laminar
Macizo
Agregado mineral compacto con una forma irregular (cuarzo).
También:

Amigdaloide: cuando una roca, tal como el basalto, contiene nódulo en forma de almendra.
Geoda: cuando una cavidad ha sido recubierta por la deposición de mineral, pero no ha quedado completamente rellena, la capa mineral, más o menos esférica, se denomina geoda. El mineral se presenta frecuentemente en bandas, como el ágata, debido a la deposición sucesiva del material. La superficie interior aparece frecuentemente recubierta con cristales en relieve.
Concreciones: masas formadas por deposición de mineral sobre un núcleo. Algunas concreciones son casi esféricas, mientras que otras asumen gran variedad de forma.



Comparte en:


Citar como:

MENÉNDEZ VALDERREY, J.L.. \"El hábito de los minerales\". asturnatura.com [en línea] Num. 0, [consultado el 10/12/2018]. Disponible en <https://www.asturnatura.com/articulos/minerales/propiedades-fisicas/habito.php> . ISSN 1887-5068